Páginas

domingo, 1 de febrero de 2015

Hamburguesa mixta con zanahoria y manzana

Recomiendo hacer las hamburguesas en casa. De pequeños apuesto a que quien más quien menos hemos acudido a los burguers de marcas muy conocidas. Y sobre todo si en casa a tus padres no les hacía mucha gracia, cuando ibas lo disfrutabas más pues eso pasaba en contadas ocasiones.

Hoy ya un poco más mayor - solo un poco, eh? - te das cuenta de la razón que tenían. No soy muy de la opinion de acudir mucho a estos lugares, pues como lo hecho en casa no hay nada. Primero porque conoces la materia prima y sus componentes añadidos que vas a ingerir. Y segundo porque en relación calidad precio sales ganando. Pero claro, entiendo que convencer con este argumento a los pequeños diablillos que recorren por la casa sé que es difícil de lograr y máxime cuando por reclamo regalan jueguetes, tesoros finalmente para ellos. Fácil de comprar por tanto la versión sobre todo para los peques. 

Pero unas veces cederán los padres y otras -ay, amigo- lo tendrán que hacer los niños. Es por eso que hoy os traigo esta receta para esas veces en las que dices: no cariño, hoy decido yo qué hamburguesa comemos.

Saludos.


Ingredientes:

600 gr. de carne mixta (mitad cerdo, mitad vacuno)

Un poco de miga de pan

Un poco de leche

1 zanahoria

1 manzana tamaño mediano

Sal


Elaboración:

En primer lugar la carne, si es  posible, le habremos dicho al carnicero que nos la pase por la máquina un par de veces. Para mi gusto queda más compacta y por lo tanto mejor.

En un bol ponemos la carne y le añadimos la sal. A continuación en un bol más pequeño desmenuzamos la miga de pan y la cubrimos con un poco de leche. Dejamos que ésta se empape bien.

Por otro lado lavamos la zanahoria, la rallamos y reservamos. A continuación hacemos lo mismo con la manzana, que cortaremos en dos trozos para ayudarnos mejor a rallarla.

Acto seguido le añadimos a la carne la miga de pan y mezclamos. A continuación hacemos lo propio con la zanahoria y con la manzana. No aseguramos que todo esté bien mezclado. En esta ocasión yo no le añadí huevo o yema alguna pues con el jugo de la manzana se logra que todo quede bien ligado y compacto.

A continuación con ayuda de un molde vamos formando las hamburguesas del tamaño deseado y las reservamos tapadas con un film o papel de hornear en la nevera con el fin de que el aire no las oreé. Reservamos.

Lo siguiente preparar el acompañamiento. Cortamos una cebolla en juliana fina y la pochamos a fuego suave en una sartén con un poco de aceite. A la espera de que poche bien cortamos un tomate en lonchas finas y lo reservamos. 

En un bol cogemos unos brotes de lechugas y le colocamos encima un poco de cebolla cortada en aros. Aliñamos con sal, aceite y vinagre de manzana. Reservamos.

Por último hacemos las hamburguesas en una sartén con un poco de aceite y lo presentamos (opcional) entre pan y pan con la cebolla confitada por encima y unas rodajas de tomate. Servir acompañado de la ensalada de brotes y cebolla.

2 comentarios:

Alicia Agea dijo...

¡¡¡Hola Ane!!! hace mucho que no sé de ti. He pasado a verte pues pensé que habías dejado el blog. Gracias, que no lo has hecho. Tomo nota de tus consejos sobre las hamburguesas, pero lo difícil es convencer a los hijos adolescentes, ellos nos pillan las vueltas y siempre dirán que son mejores las que toman en la calle. De todas formas cuenta con que esta receta tuya será la próxima hamburguesa que les cocinaré.
He pasado para decirte que estoy de sorteo y que me gustaría contar contigo, si quieres, Allí te espero por si te decides. Besitos, guapa.

Ane dijo...

Gracias Alicia, eres un sol. Cierto es que tengo poco tiempo ya no solo para publicar sino para incluso pasarme por vuestros blogs y no puedo perdonármelo.

Ahora mismo te hago una visita.

Gracias por comentar Alicia.